Recordar los sueños; Trucos

Frecuentemente son los pequeños trucos los que dan el toque de excelencia a un plato de cocina.  bombilla

Con este pensamiento y recordando a mi madre. Hoy en el menú: Puchero de sueños matutinos

Para ello necesitarás:

Antes de ir a dormir.

  • Abundantes horas de sueño.
  • Lee unas páginas de tu diario de sueños justo antes de acostarte.
  • Ten a mano papel y bolígrafo para registrar tus sueños.
  • Proponte recordar tus sueños al despertar por la mañana.
  • Ambienta el espacio con fragancia de lavanda.
  • Evitar tomar estimulantes, alcohol y de ciertos fármacos.
  • Relajarte o medita antes de ir a dormir
  • Si te sobra energía, muchas dosis de pasión y amor.
  • Tómate la mitad de un vaso de agua pensando en que, por la mañana, recordaras tus sueños.

Al despertarte.

  • Al despertarte no te muevas durante 2 o 3 minutos.
  • Revive el sueño en sentido inverso.
  • Reflexiona sobre el tema central del sueño
  • Escribe el sueño según sin entar en la ortografía y en la sistaxis.
  • Habla de tus sueños con tus allegados.
  • Agradece a tus sueños por la valiosa información regalada.
  • Bebe ese medio baso de agua pensando que rememorarás los sueños tenidos.


Disfrutad de la nutritiva receta y del sabroso recuerdo de sueño.

Anuncios

Recodar los sueños; Las ayudas

atrapador de sueñosMuchas personas afirman rotundamente no soñar nada. De hecho no significa que no sueñen, sino más bien que no tienen la capacidad de recordar. Este tema va a ser el que ocupe la entrada de hoy ya que durmiendo 8 horas tenemos entre 4 y 5 sueños que equivalen a 5 ciclos del sueño.  

Hoy consideraré actitudes y aspectos formales para mejorar su recuerdo.

Para recordar los sueños es necesario desarrollar la voluntad de querer recordarlos.

Y cómo hacerlo; pues de varias formas, las cuales no supondrán ningún esfuerzo ni alteran tu cotidianidad y que dependerán única y exclusivamente de ti mism@

Puedes empezar con autosugestionarte a recordar tus sueños, ya sea aen la cama justo antes de dormirte o durante el día, generándote una serie de afirmaciones mentales que te ayudaran en tu cometido, con frases que a la vez te evocarán un estado emocional agradable.

Un ejemplo de éstas:

Recordaré mis sueños”

Estoy preparado para atender mis sueños”

Los mensajes de mis sueños son positivos para mi”

Los sueños son guías para mi vida”

Crea las afirmaciones con las que te identifiques y repítetelas durante el día, autosugestionándote para recordar los sueños que recibes en la noche.

Otro aspecto de suma importancia se centra en la hora de levantarse. Antes de empezar con la actividad diaria, justo después de despertar y más importantes si es tras un sueño, es el paso del estado de sueño al de vigilia. Aun en la cama, tumbad@, y evitando el movimiento, sobre todo el de la cabeza, es primordial permanecer unos minutos recordando lo que has soñado la noche anterior. Evoca tus sueños, trata de recordarlos lo más detallada y nítidamente posible. No pasa nada si no lo consigues, se trata de desarrollar el hábito y la actitud. Seguidamente, escríbelos en una libreta o en el formato en que lo prefieras, sin importarte el orden y la forma, solo concentrad@ en transcribir lo que has soñado, incluyendo formas, dibujos o aquello que de forma espontanea acontezcan.

Durante el día piensa en lo que has soñado, recuerdas sus escenas, sus imágenes, evoca las emociones, que como un resorte, el sueño te ha hecho experimentar. No trates de analizarlos ni encontrar una respuesta lógica a los mismos, solo incúbalos para que se desarrollen. Habla con tus allegados, libre y abiertamente de éstos, solo son sueños y los sueños, sueños son.  

Al ir a dormir, ya en la cama acostad@, dedica unos minutos a recordar los acontecimientos vividos durante le día, es un eficaz ejercicio que estimula la memoria y te ayudara a retener tus sueños. Tras esto, relájate, céntrate en la respiración y evoca algunas de las frases que durante el día te has ido recordando y ala, preparado para soñar.

Considero que las técnicas expuestas son muy fáciles de aplicar. Lo único que hace falta es gestar un nuevo hábito, que en unas pocas semanas de práctica, pasarán a estar bien integrados.

Espero que lo que aquí expuesto sea de vuestra utilidad.

Hasta la próxima, que tengáis dulces sueños.

Recordar los sueños; Los bloqueos

muroAunque cualquier ser humano tiene la capacidad de soñar no todas las personas recuerdan sus sueños.

¿A qué es debido dicho fenómeno?

Al igual que las moneda y la máscara de la tragedia griega, el recuerdo de los sueños depende principalmente de dos factores; Bloqueos / Ayudas que dificultan o favorecen  su recuerdo.

Dejando a un lado la calidad en su recuerdo en el que ahora no voy a inmiscuirme, vamos a entrar los factores bloqueantes.

BLOQUEOS

La memoria es un componente clave de la conciencia. La causa del olvido no es la falta de capacidad mental para recordar los acontecimientos del pasado, tanto interiores como exteriores. Es una parte defensiva que hay en nosotros lo que nos impide re-experimentar lo que en algún nivel hemos decidido que es negativo”

Strephon Kaplan Williams

Sobre la cita de Kaplan,  iniciaré mencionando actitudes y creencias que bloquean el recuerdo de los sueños. Es recomendable revisarlas con honestidad y develar aquello que impide el recuerdo completo de los sueños.

  • Debo ser capaz de recordar mis sueños”. Esta actitud genera un estado de ansiedad, agobio y estrés, abandonando la tarea de recordar los sueños por desgaste y sufrimiento. Recordar que los sueños son más fluidos con la mente clara, tranquila y sin preocupaciones.
  •  “Quiero descansar profundamente”. Los sueños pueden provocar la interrupción del sueño por el impacto que generan
  • Pereza; No dispongo de tiempo para trabajar el material onírico”. Por mucho de anhelemos recordar los sueños, si no se anotan ni se elaboran, generalmente, se acaba perdiendo el interés y desmotivándose.
  • En realidad no quiero conocer lo que expresa mi inconsciente ya que podría ser desagradable, doloroso y suponer cambios en mi vida”.
  • Lo que aparece en mis sueños, nada tiene que ver conmigo”.
  • Debo mantener el control de mi vida, el estatus y ser fiel a mi identidad”. Considerando los tres casos anteriores, frecuentemente todo el material que aparece en los sueños corresponde a lo enajenado de unos mismo, o lo que es la mismo, la Sombra  de Jung, lo que atenta contra las propia auto imagen, el auto concepto y el  estatus.
  • Miedo a aumentar la conciencia, madurar y liberarnos de los condicionamientos sociales y culturales”. Aunque parece paradójico, uno de los mayores miedos que albergamos las personas es el miedo a la libertad.

Estos supuestos son solo una parte ya que existen otros motivos. Es imprescindible considerar la vivencia de situaciones traumáticas, los factores biológicos y los químicos.

oscuridadTras experiencias traumáticas se produce una amnesia que dificulta el recuerdo de lo soñado. Esto tiene su causa en que los sueños pueden rememorar la situación traumática.

Se ha observado que supervivientes de tragedias disminuían considerablemente el recuerdo de sus sueños, como reacción adaptativa al suceso traumático. Se considera que para mantener  la afectada salud psíquica, se deja de soñar, dándose una primera recuperación psicológica inconsciente.

Respecto a los factores biológicos, según los descubrimientos del  psiquiatra AllanHobson,  en la fase de sueño hay un cambio de química interna. En la fase REM (la última de las fases del ciclo del sueño) el cerebro funciona según una química diferente a la de las otras fases del sueño y de la vigilia. Al despertar de un sueño, el cerebro necesita cambiar el tipo de neurotransmisor que rige su funcionamiento “cambiar de combustible”  es donde se da la pérdida de la memoria.

En lo que hace referencia a factores químicos, estímulantes, sedantes, el alcohol y drogas perjudican seriamente la capacidad de recuerdo de ellos sueños.

Resumiendo; Creencias, conductas y experiencias son, a grandes rasgos, los elementos que dificultan el recuerdo de los sueños.